Desde siempre a mi me ha encantado la comida India o Hindú o como se llame, yo nunca sabía si llamarla India o Hindú, más que nada por diferenciar indios de América de los del punto en la frente, pero es que ahora sé, que me lo han explicado ellos, que lo que me gusta realmente se puede llamar hindú porque esa comida la hacen, y muy bien, en muchos paises que hay hindues y no tiene porque ser La india, nepal, o como en este caso, de donde son los dueños y el chef, en Bangladesh….

Bangladesh siempre nos recuerda a esos trenes forrados de gente verdad??

 

Pues tienen para mezclar especias el mismo arte que para subir al tren, hacen unas salsas que te mueres, a mi me encantan, y este es realmente el arte, luego tienen seis bases para mezclarlas, con las salsas se entiende, panes y arroces, y tienes ya la combinación perfecta,.

Yo recuerdo, que antes, para comer comida india auténtica tenías que ir a Londres, como poco, que casi todos los dueños eran de Bangladesh y eso, y los taxistas de cachemira, eso sí, para nosotros eran todos indios de la India, y tan felices jejeje…  como me gustaba tanto la comida de allí, siempre estuve pendiente de todo lo que abrían en Madrid, en principio eran restaurantes que cuidaban mucho la decoración y por, crear ese ambiente exclusivo, eran un poco caros, así como en Inglaterra comer en un indio era barato, aquí eran todos, o la mayoría un poco exclusivos, Annapurna, Ganges etc…. luego empezaron a entrar ya otros indios menos pretenciosos y se podía descubrir cosas nuevas, pero yo creo que ya nos pilló con menos ganas de aventura, entre la experiencia de ir a Lavapies a conocer un sitio de Nepal, y la de cenar con la danza del viente en el Ganges, tambien hubo un término medio, por ejemplo, el Tandoori Station de la calle Ortega y Gasset, que se come muy bien, precio razonable y buena comida, recomendable también.

Pero a ver, yo vengo a contaros que he estado en uno nuevo que acaban de abrir y me gustó.

 

Ahi vamos…

Curry STATION (Madrid)

Alberto Alcocer, 38

Teléfono : 632 409279

¡Cuidado con el teléfono! es que acaban de llegar y hablan mejor inglés que castellano, ¡avisanding!

 

 

Nos encantó todo lo que hemos probado, nos pareció muy auténtico por su falta de diseño, solo vende su comida y su servicio, para empezar con esto, hay varios tipo de pan, lo pedimos de queso, seguro que no nos entendieron y nos trajeron uno como con un poco de mantequilla, a lo mejor era su queso, pero parecía mantequilla, y estaba para morirse de bueno, hay curries, tikka, massala, tikka massala, tandory, y más, lo típico para tomar con pollo, cordero, ternera, pescado…

Yo es que soy muy de ir a un indio para tomar el pollo tikka massala, y luego probamos el curry con Lumb (cordero) y arroz aromático de no sé qué, que estaba todo muy rico, esas empanadillas que te ponen para empezar y vino, y seguimos en este margen nuestro que se puede salir así sin morir en el intento, creo que 50€ pareja. un lujo.

Hay gente que comentará, como siempre, que las raciones son pequeñas, no lo creo, son las standard de un indio, estos son los cuencos que se usan normalmente y este es el tamaño, son más profundos de lo que parecen, y al ser platos fuertes, tampoco tomarías más.

 

A mi me gusto mucho el sitio, no tiene una decoración esmerada, han cogido el local como estaba y le han puesto más mesas, ellos son super eficientes, deben de ser todos familia y están muy pendientes de ti, quieren que te guste y que no te falte nada.

Como os dije, son tan auténticos que no hablan muy bien español, uno hizo un curso de un mes (???)(O_O), pero la comida, el servicio, y ellos mismos, merecen otra visita, un indio sin pretensiones, como los de Londres, no hay «lujos indios» pero hay buena comida de Bangladesh.

Animaros….. por cierto, que bonito es Bangladesh… he encontrado esta foto y ya me veo  allí en mi próxima escapada (JAJAJA)

Si os gusta, compártelo con mas amigos, ¡compartir siempre es de buenos!