Un repaso por el cine que nos marcó, que no sé si será el mejor, pero fue el primero que nos entró por los ojos, eran películas para toda la familia. ¿Qué había otras? Seguro. El cine ye venía de antes, menos mal que hubo algo anterior a lo nuestro!!! 😂😂😂 e el cine en balnco y negro, por ejemplo….. miradlos! y se besaban y todo… (que provocación ! jajaja).

Conocíamos más películas, yo recuerdo alguna en blanco y negro que veía mi madre, y recuerdo que a mi padre le gustaba el humor, por ejemplo el humor italiano que, os aseguro, yo jamás lo entendí, se reía mucho con las torpezas de la gente y esas cosas, se partía con Cantinflas, los torpes y los catetos, esas cosas. Otro recuerdo que tengo son las películas de la sesión de tardé de los sábados (TVE), eran un rollo, o así las recuerdo, como decía Bea : Esas de japoneses entre arboles 😂😂😂 así resumíamos nosotras la primera guerra mundial, “japoneses entre arboles” bonito título, “como gorilas en la Niebla”.

 

Empezamos con las cinco películas con las que resumo esa época nuestra………..

EL VIOLINISTA EN EL TEJADO

Recuerdo cuando la estrenaron en Luarca que era como un acontecimiento único, mis padres nos llevaron al cine yo creo que arregladitas, de fiestuki, todo era muy de recordar, una salida especial, veníamos tan hechizadas (como embrujada jajaja) que teníamos varios días de tema interminable en casa, buscábamos la forma de hacernos con el disco, íbamos a las tiendas de discos y ellos tenían que esperar al representante, todo era  muy «Sin edad». No se olvidaba tan fácilmente, eso sí era disfrutar!.

Como no había ni marketing, ni merchandasing, ni internet, ni nada, imagino que nos volvíamos locas para recordar las canciones, las imágenes, y recoger la poca información que nos podía llegar y ¿qué era lo qué nos sacaban entonces? Los álbumes, cromos coleccionables, os acordais?? ¿el lío de cambiar cromos??? pues, así era, sacaban un álbum de la película y coleccionábamos los cromos como locas. ¡Menuda adición!! había auténticos profesionales del cromo, o no??…. Había cromos que los llamábamos “pestíferos”, eran los que salían mucho, todo el mundo los teníamos repetidos, eran muy poco valorados y, si ibas con esas, no hacias buenos bussines, lo bueno era llevar alguno en la manga de los que no salían nunca, siempre nos faltaban a todos los mismos, se corría la voz que una tal XXXX tenía el 33, eso era como que le toco el gordo y no lo quería ni decir, se lo callaba para que no la agobiaran. 😂😂😂. Si llevabas uno de esos lo cambiabas por varios, hombre, no! jajajaja

 

CHITY CHITY BANG BANG

Recuerdo que era otra película preciosa que nos llevaron a ver, y que me impresionó, aunque ahora mismo, si me preguntas, lo único que recuerdo era la canción, aunque sólo sea por eso, por la música, y la fotografía (portada),  la pongo también como un referente en nuestra infancia.

Mary Poppins

La pondría como la primera película que vimos con efectos especiales, volaba, cantaba, era una maga que, junto a embrujada, nos aportaba esa parte mágica y de ilusión, nos acercaba a lo que iba a ser lo mejor del cine, la ficción, lo imposible, lo que sólo el cine, y los efectos especiales, puede hacer, vivir sensaciones nuevas.

 

SONRISAS Y LAGRIMAS

Pues ya no sé si a mi ya me pillo más maliciosa que, la parte que más recuerdo, y me gustaba, era cuando ligaba la hermana mayor con aquel chico, dos pimpollos. La institutriz tan buena buenísima, tan de servir para todo, aquellos vestidos y pantalones tan perfectos que les hizo de los cortinones, eso no se lo creía nadie…. ¡¡Hombre!!   ya cansaba!.

Realmente estas películas, y series, con muchos hermanos y todos tan a imitar, estaban bien pensadas para que, en casa, cada uno se sintiera identificado con alguien, tuviera su refresco, vamos!! jejeje (refrescar si que era una palabra sin edad, eh? ahora shipean). Bien, eso sí, el comentario de madre, y de abuela, era siempre el mismo:  ¡qué graciosa la pequeña/o, por favor!!!  (glubbbsss) Siempre había un pequeño que era el que hacía las monadas para los padres y abuelos…. ¡Si es que éramos todos tan buenos!

 

– Todas estas películas de niñas buenas y sueños cumplidos ya cuando nos hicimos adolescentes, y empezamos a salir, nos empezaban a cansar, y entonces fue cuando llegó el cambio que todos necesitábamos….

GREASE

Esta si marcó nuestro “salida del cascarón”, y menos mal, de verdad! ¡cuantos cosas buenas nos enseñó!, una de las cosas que ahora me he dado cuenta, y antes no, es a empezar a querer un poco más a la “chica mala”… y no a todos esos almíbares que nos habían enseñado hasta entonces, esos pasteles no tenían porque ser lo mejor. Lo que había escondido en una “chica mala”, muchas veces, era mil veces mejor que lo enseñaba una “chica buena”, eso empezamos a ver, y también que, muchas veces el daño se  cura con rebeldía.

Esta era la “chica mala” de le peli…. Y fue una pieza básica para la historia. Y fue una lección lo que aprendimos con ella. (Betty Rizzo)

Pero también Olivia, en su medida, cambio la inocencia por rebeldía (un poco controlada, eso sí), en cuanto vio como se rifaban los papeles, ella se convierte en «chica mala» para que Danny se fijara en ella, y digo controlada, porque se quedó en un simple cambio de look, no podían hacer mucho más, tosía al fumar, y le sentaba mal el vino, era mujer y era la época, pero por lo menos se rebeló ante esas coletas cursis y esos vestidos de sor Citroën, y se hizo un pibón para el chico que le gustaba…

Aquello nos hacía sentirnos un poco rebeldes a todas… y aunque nos costaba hacerlo, ya nos empezaba a gustar que otras lo hicieran. Pues si…..

En esta peli, como en todas las anteriores, la música era una parte esencial…. Aquí, ya más que las canciones, que nos la sabíamos de memoria, venia los cuadros de bailes, ¡¡¡madre mía!!!! Eso sí que nos rechifló (frase de madre total) la de bailes que echábamos en casa, como si fuéramos Danny Zuko, ¿qué levante la mano el chico que no haya hecho never los movimientos de Yon Travolta en Grease? Todos, escondidos, pero todos.

A mí ya me tocó verla en Madrid, donde compartía mucho tiempo con mis primas y hacíamos las cuatro el cuerpo de baile, nos dividíamos en, una que, era la jefa y coreografa, y las otras tres seguíamos sus pasos como si hubiéramos entrado en OT, implicación y ganas de triunfar a rabiar… nos dejábamos la vida en ello, además temíamos no defraudar a la jefa (😂😂😂)

Cuando estábamos listas, después de los ensayos, hacíamos la función a los padres, sólo padres, no había más público (¡¡¡¡doy gracias a Dios por esa falta de público en general  jajaja, habría que vernos!!!!!))

Así que no puedo decir otra cosa de esta peli, Grease. ¡Viva el triunfo de las chicas malas y viva los que lo han hecho posible! que, como veis abajo, son unos grandes SIN EDAD; desde hace años, ¿¿igual décadas?? Jajaja

Tan guapos…

 

FIN (Por fin, debería haber escrito)