En los años 60 y 70, sólo había dos tendencias a seguir, ahora hay mil tipos de tribus y tendencias urbanas, en la nuestra había DOS, o eras hippy o llevabas un loden verde…No había más.

En mi caso, y en mi entorno, había de todo, de las dos, si eras un poco rebeldilla, la manera así de decir que No ibas a ponerlo muy fácil, ¡vamos! que no seguías las nomas a raja tabla, era ser un poco hippy o por lo menos seguirlos de cerca. Mi hermana del cole era más tradicional y yo un poco más progre, pero siempre a miles de kilómetros de distancia de los progres de verdad, con más inclinación hacia ahí, y además que teniendo en cuenta la variedad actual, y lo que veo por ahí ahora, éramos más bien retro que progres, pero bueno, sólo había dos tendencias.

Siguiendo esta línea tan simplificada que teníamos entonces, esta división de dos, yo tenía una amiga que era mi ángel de la guarda los fines de semana y que también le gustaba el hipismo. No sé si le gustaba o lo inventó directamente ella jajaja, posiblemente lo hizo, yo lo conocí por ella, ella era mucho más mundana y abierta que yo, tenía hermanos mayores y fotos era LA follow the LEADER total.

Los fines de semana del colegio eran un horror, no todas las internas se quedaban, sólo algunas, por distancia, transporte, castigos etc aunque no estuviéramos todas, no éramos menos de 100, había bastantes niñas allí todo el fin de semana, y encima, recuerdo que no teníamos ni tele. ¡Imaginaros ahora dejar a vuestras hijas, sin salir, sin tele, sin móvil, sin internet y sin nada ¿a qué os da algo? ¡¡¡¡pues no daba nada!!!! Y a nadie, y os aseguro que no había traumas, ni cosas raras, bueno, si, gamberradas propias del aburrimiento, la cosa era matar horas sin hacer NADA, pero nada de nada, si las vacas matan moscas con el rabo, nosotras no sé cómo dejamos algún bicho vivo en esa ciudad, que tardes más largas y absurdas, menos mal que yo tenía entonces a mi amiga Ana la hippy, otro caso único para hacerle un estudio aparte, como sería de especial mi Ana que todavía recuerdo conversaciones con ella, y tendríamos entonces 14 años, no más. 

En esa época era muy normal coleccionar fotos de alguien, por la edad, por las pocas opciones que teníamos, sin internet, ni teles, ni nada, conseguir fotos de artistas tenía un mérito tremendo, y ella, ANA, era la más “meritosa” del mundo, tenía dos álbumes de fotos muy valiosos, uno de los hijos de Liz Taylor, y el otro de los Kennedy. ¡Ahí queda eso!. Para original, ella.

Las niñas de entonces coleccionan a Alain Delon y Paul Newman y cosas así, los Beatles, Rolling, vale, ¿pero los hijos de Liz Taylor??? Solo ANA.

 

Viendo las fotos de los hijos de Liz ya os dais cuenta el perfil de pijihipy que se llevaba, eran distintos, eran rebeldes, eran novatos, yo creo que era la época en la que juventud se empezó a rebelar y salió este movimiento hippy “paz y Amor” y que luego se lio con más cosas y toda esa gente guapa acabó fatal. Para niñas como nosotras, esos hippies de los 60 eran muy de seguir, no de copiar, pero si de seguirles de cerca, la mayoría de ellos eran los malotes de casas bien, los pobres no eran hippies eran quinquis.

A nosotras nos parecían lo más, y conocíamos todo de ellos, no sólo los nombres, los padres de cada uno

que no era fácil ¿eh? Que Liz nos lo ponía difícil, los primeros coincidían, eran de Wilding, luego iba Liza hija de Todd y María, la pequeña, que era adoptada, y le puso el apellido de Burton.

Recuerdo mil cosas de esas tardes y nuestros planes, por ser también parte de la vida privada de otra persona, y no la mía, no la voy a contar, pero una cosa que si puedo, que no molesta a nadie, ocurrió un domingo por la tarde.

Los domingos había cine en el colegio, buuuuuuuffffffffffff, ¡qué películas más malas por dios!!!! A veces venían los niños de un colegio de al lado que era ya el máximo de lo que pueda pasar un domingo, aunque yo no recuerdo ni cruzar palabra con ellos. SOLO RECUERDO LOS NERVIOS JAJAJAJA es más, es que yo creo que estábamos mejor cuando no venían!!! 😊😊😊

Desde luego que tontas éramos entonces, pues al cine nos metíamos más que nada a hablar, a ver si venían los del colegio, nada más. Entonces un día nos dio por hablar de las corridas de toros, decíamos si te pilla un coche por la calle y va todo el mundo grita :  OLEEEEEE, y se ponen a tocar un pasodoble en las gradas, y nos entró un ataque de risa, que casi nos echan de las carcajadas y estuvimos así hasta que acabó la película, así de malotas y de progres que eramos JAJAJAJA ……

Pero mucho mejor esto ……. nuestra idea a seguir:

 

Que esto de ahora, ¿no?

 

Este articulo es un recuerdo especial a Ana D., con las fotos que le pongo espero que ella recuerde lo mismo que yo, y espero que todavía las guarde junto con los recuerdos buenos😉.

PD: Y recuerdo especial a las Sanz que eran muchas hermanas también y las recuerdo mucho por ahí😉 y a todas las demás que andaban aburridas como monas los findes.

Compartir es de buenos!!!